sábado, 5 de junio de 2010

Los Símbolos de la represión nazi: la Estrella Amarilla. Félix Tubío Pérez


HOLOCAUSTO NAZI
1. DEFINICIÓN.
Holocausto es el nombre con el que se conoce, siguiendo la propia terminología del Estado nazi, como Solución Final (en alemán, "Endlösung") de la cuestión judía. El intento de aniquilar totalmente la población judía de Europa buscando la pureza de la raza alemana y eliminando a todos los individuos impuros. La decisión fue tomada a mediados de 1941 por el gobierno de Hitler, y se dio a lo largo de toda la II Guerra Mundial; los judíos fueron obligados a llevar cosida en sus ropas una estrella amarilla(la estrella de David, de seis puntas)distinguiéndolos de la población alemana aria -los puros- y posteriormente confinados en guetos y trasladados y asesinados en campos de exterminio. Seis millones de judíos inocentes -no soldados sino civiles-, hombres, mujeres y niños fueron asesinados durante un período muy corto (1939-1945).
El uso de la palabra holocausto para referirse a este genocidio de aproximadamente seis millones de judíos europeos se justifica a través de su referencia etimológica a algo quemado, pues tras el uso de la herramienta genocida más característica de la solución final, las cámaras de gas, los cuerpos de los asesinados eran incinerados en hornos crematorios.
Pero no solo los judíos sufrirán esta represión, sino también los presos políticos, gitanos, maleantes… y con especial relevancia, los homosexuales; personas que apenas parecen recogidas en la represión por el fuerte debate que aún esta cuestión suscita en nuestros días.

2. LOS JUDÍOS. PUEBLO PERSEGUIDO.
Los judíos son un grupo étnico, un grupo religioso, descendiente de los israelitas del Próximo Oriente. Es una religión monoteísta, más antigua que el cristianismo (este surge de ella). La lectura sagrada de los judíos es el Antiguo Testamento o Tanaj, y dentro de este, en la Torá o Pentateuco se recogen las leyes divinas.
Creen en un Dios todopoderoso, llamado Yavhé, que eligió al pueblo xudío para que conociese sus Mandamientos y firmó con ellos una Alianza. Así en el momento de la salvación les enviará al Mesías, al Salvador.
Los judíos no aceptan a Jesucristo como el Mesías ni reconocen al Nuevo Testamento. De esa aceptación surge el cristianismo. Los cristianos heredan y adoptan el Antiguo Testamento al cual le añaden el Nuevo.
Durante siglos, los judíos vivían como minorías en Europa, África del Norte y en Medio Oriente. Eles no tenían tierra natal desde la conquista de Jerusalén por los romanos, durante la época de Jesucristo. Como resultado de la conquista romana, fueron expulsados de Jerusalén y sus alrededores, y fueron forzados a trasladarse por Europa, Asia y África del Norte.
Aunque en el exilio el pueblo judío siempre fue denostado, y en muchos casos fueron perseguidos, expulsados de sus casas y pueblos y asesinados.
Antisemitismo (aptitud de rechazo hacia los judíos):
◘Los judíos negaban la existencia de Jesucristo y por lo tanto del Nuevo Testamento, y como consecuencia del cristianismo. Esto llevó que en una Europa profundamente cristiana la visión contra el judío fuese negativa.
◘Los judíos eran diferentes comparados con la población en general (costumbres, lenguaje, prácticas religiosas, comida).
◘Los judíos no querían cambiar ni ser cristianos.
◘El pueblo judío es un pueblo muy preocupado por la formación, el estudio y los descubrimientos, lo cual llevó a que se convirtiesen en importantes artesanos, mercaderes, consejeros de reyes y nobles, y posteriormente ya comerciantes y banqueros de renombre.
◘Desde finales del S.XIX surgen toda una serie de teorías sobre la creencia de que había determinados sectores de la sociedad que debido a sus taras iban debilitando la raza humana: alcohólicos, ladrones, criminales, homosexuales, judíos, a los cuales había que exterminar.
►Eugenesia: disciplina desarrollada por el inglés Francis Galton (primo de Charles Darwin), segundo él en la evolución natural de las especies establecida por Darwin la propia supervivencia hacía que sobreviviesen los individuos más fuertes, los válidos, pero con el establecimiento de las sociedades y el desarrollo de las mismas, esto hizo que se eliminasen los mecanismos de competencia entre los individuos para sobrevivir y alimentarse, con lo cual los individuos más débiles y con “taras” sobreviven, transmitiendo sus defectos a sus descendencias (estos individuos con “taras” serían las prostitutas, alcohólicos, viciosos -homosexuales-) .
Y en este grupo se catalogaron a los judíos, como personas antisociales, que mantenían sus costumbres, y que no seguían el orden natural establecido por la religión “universal”, la católica, llevando asimismo actividades de bajo prestigio como prestamistas, banqueros, etc. Y también estarán los homosexuales, los cuales tenían un cierto comportamiento negativo, pero eso no los hacía malos, por lo cual lo que había que hacer era reconducirlos tratando y curando esa enfermedad (Freud: disociar la condena del acto, de la reprobación del sujeto; el comportamiento es malo, pero el individuo no tiene por qué serlo).

3. RACISMO Y ANTISEMITISMO EN ALEMANIA.

3.1. Ideologías antisemitas en el período de entreguerras.
◘ Heinz Potthof (doctor alemán, miembro de la Asociación Liberal Progresista): “…hay que gastar dinero en ayudar a las personas sanas y no en lisiados e idiotas improductivos”.
◘ K. Binding (jurista alemán) y A. Hoche (psiquiatra alemán), Permiso para la destrucción de vida indigna de vida (1920): en esta obra se ensalzaba la costumbre espartana de matar a niños débiles y enfermizos.
◘ Diversas publicaciones sobre antisemitas donde se pedía directamente el exterminio de los judíos: La naturaleza criminal de los judíos; Ciencia radical de los alemanes o Ciencia radical de los judíos.
3.2. Hitler.
Existen numerosos estudios sobre la personalidad de Hitler que lo sitúan como un esquizofrénico paranoico. Lo cual es bastante claro teniendo en cuenta todas las muertes de judíos, homosexuales, opositores políticos, intelectuales, etc, que llevó a cabo durante la II Guerra Mundial.
● Mi Lucha (Mein Kampf, 1927)
Escrito tras su detención y condena en 1924 (levantamiento contra la República de Weimar -Putsch de la Cervecería-), el libro se publicó en 1927. Diez años después se habían vendido 2.290.000 ejemplares.
Por sus páginas circulan ideas que moverían a la risa si no fuese por las ruinosas consecuencias que tuvieron. En el prefacio establece Hitler el objetivo de su obra: explicar los propósitos y desarrollo del “movimiento” – no del partido nazi – y retratarse asimismo. La audiencia a la que va dirigido está constituida por fieles ya convencidos, partidarios del movimiento.
En esta obra observamos:
◘ Doctrina: señala la decisiva importancia de la propaganda política para inmediatamente enunciar las leyes por las que se rige:
- Primera: el nivel intelectual del mensaje debe adaptarse a la capacidad “del menos inteligente de los individuos” a los cuales se dirija.
- Segunda: el nivel será “tanto menos, cuanto mayor a muchedumbre que deba conquistar”.
*Aquí se observa que Hitler no tenía una opinión muy buena acerca de la capacidad intelectual de las masas alemanas.

◘ Estado: afirma que necesita una “raza dotada de capacidad para la civilización”, la raza aria, naturalmente. La función primordial del Estado es la de “engendrar una humanidad superior” y para esto es necesario adoptar enérgicas medidas.
Además será mester regenerar la raza impidiendo los matrimonios de los arios con las razas impuras y la reproducción de cualquiera “corrompido o degenerado”.

◘ Educación: el objetivo será “la formación de cuerpos enteramente sanos” y después ya vendría “el desarrollo de la capacidad mental”.
Estos son unos ejemplos del nivel intelectual y moral del genocida. Lo que pasó a partir de 1933 es suficientemente conocido. Los campos de exterminio con sus cámaras de gas y hornos crematorios humeantes día y noche, constituyen el símbolo del inferno desencadenado por este asesino.

“Un grave cargo más pesó sobre el judaísmo ante mis ojos cuando me di cuenta de sus manejos en la prensa, en el arte, en la literatura y en el teatro. Empecé por estudiar detenidamente los nombres de todos los autores de inmundas producciones en el campo de la actividad artística en general. El resultado de esto fue una creciente animadversión de mi parte hacia los judíos. Era innegable el hecho de que las nueve décimas partes de la literatura sórdida, de la trivialidad en el arte y el disparate en el teatro gravitaban en una raza que apenas si constituía una centésima parte de la población total del país”


“La doctrina Judía del marxismo rechaza el principio aristocrático de la Naturaleza y coloca en un lugar de privilegio eterno de la fuerza y del vigor, a la masa numérica y su peso muerto. Niega así en el hombre el mérito individual e impugna la importancia del nacionalismo y de la raza abrogándose con esto a la humanidad a base de su existencia y de su cultura. Esa doctrina, como fundamento del universo, conduciría fatalmente al final de toda orden natural concebible por la mente humana. Y del mismo modo que la aplicación de una ley semejante en la mecánica del organismo más grande que conocemos, provocaría el caos, sobre la tierra no significaría otra cosa que la desaparición de sus habitantes.
Si el judío con la ayuda de su credo marxista llegase a conquistar las naciones del mundo, su diadema sería entonces la corona fúnebre de la humanidad y nuestro planeta volvería a rotar desierto en el eter como hace millones de siglos.
La Naturaleza eterna venga inexorablemente la transgresión de sus preceptos.
ASI CREO AHORA ACTUAR CONFORME A LA VOLUNTAD DEL SUPREMO CREADOR: AL DEFENDERME DEL JUDÍO
LUCHO POR LA OBRA DEL SEÑOR.”
“Repugnante me era el conglomerado de razas reunidas en la capital de la monarquía austríaca; repugnante esa promiscuidad de checos, polacos, húngaros, rutenos, servos, croatas, etc. y, en el medio de todos ellos, a la manera de eterno bacilo disociador de la humanidad, el judío y siempre el judío.”

4. LA SOLUCIÓN FINAL: COMIENZO DEL FIN DE LOS JUDÍOS.
Los nazis tomaron los pasos siguientes para debilitar y desmoralizar los judíos: empobrecer, aislar, hacerlos pasar hambre, engañar y aterrorizar.
Desde 1933 llevaron a cabo toda una serie de leyes contra los judíos pues, como ya vimos, los nazis veían a los judíos, gitanos, disminuidos, etc, como una amenaza biológica a la pureza de la raza aria alemana, la “raza maestra”. Este odio a los judíos lo extendieron entre la población culpándolos injustamente por la depresión económica alemana y el fracaso en la Primera Guerra Mundial.
◘ Primero, leyes antisemitas en 1933 forzaron a los judíos a dejar sus puestos de funcionarios, sus puestos en las universidades, tribunales y otros puestos de la vida pública. Los estudiantes judíos fueron expulsados de las escuelas y universidades.

◘ En 1935 se aprobaron las Leyes de Nuremberg, las cuales convirtieron a los judíos en ciudadanos de segunda clase: -se definió a un judío por filiación religiosa con sus abuelos, -se prohibió la unión entre judíos y alemanes para mantener la pureza de sangre (matrimonio, cohabitación o relación sexual), -se prohibía a los judío contratar doncellas alemanas de menos de 45 años y enarbolar la bandera del Reich.

◘ A partir de 1937- 1939 se les prohibió a los judíos trabajar en sus profesiones y trabajar para el gobierno, y también se les impidió ir a la escuela pública, ir a los teatros, los cines y posteriormente también el uso de los transportes públicos. Se les obligó a llevar el distintivo de la estrella amarilla para distinguirse como judíos (1939).

“Miércoles, 24 de junio de 1942: Querida Kitty: ¡Vaya bochorno! Estamos asándonos y tengo que ir andando a todas partes. Hasta ahora no me había dado cuenta de lo cómodo que resulta un tranvía, sobre todo los abiertos; pero los judíos ya no tenemos ese privilegio: tenemos que ir en el coche de San Fernando.”

◘ Los judíos fueron forzados a mudarse de sus pueblos a sectores de las ciudades, donde tenían que vivir en barrios separados llamados “ghettos.” La mayor parte de estos ghettos se localizaban en el Este de Europa. Los ghettos eran barrios viejos y destartalados separados por alambre de espino y vigilancia de soldados. Las condiciones en los ghettos eran terribles. Los judíos sufrían bajo raciones de hambre, hacinamiento, enfermedades, sin tratamientos ni medicinas y trabajo forzado. Las escuelas y la libertad de cultos fueron prohibidas. El castigo de no usar la estrella amarilla, escaparse del ghetto o contrabandear comida, fue la muerte o deportación “al este”.
Asimismo se crearon a partir de 1938 campos de concentración para el aislamiento de estos judíos, que eran obligados a realizar trabajos forzados.

La “Solución final” fue decidida durante una reunión llamada la Conferencia Wannsee, en enero de 1942. Durante esa conferencia, que tuvo lugar en una villa en los alrededores de Berlín, oficiales altos del régimen nazi discutieron opciones para la población judía entera de Europa, y decidieron que tenía que ser exterminada de una manera eficaz, rápida y secreta. Durante esa época había alrededor de nueve y medio millones de judíos en Europa. Este plan fue realizado en cada uno de los países que Alemania ocupó, desde Noruega en el Norte hasta Grecia en el Sur. Empezaba así el aislamiento y posterior exterminio de los judíos.

5. LOS CAMPOS DE CONCENTRACIÓN Y DE EXTERMINO NAZIS.

Entre 1942 Y 1944, los nazis empezaron la eliminación de los ghettos en la Polonia ocupada y otros territorios, deportando a los residentes de los ghettos hacia los "campos de exterminio", centros de exterminio facilitados con equipos para el manejo del gas, localizados en Polonia.
Después de la reunión de los oficiales mayores del estado Alemán a finales de enero de 1942, la decisión de completar "la solución final a la cuestión judía" se volvió una política formal de estado y los Judíos de la Europa occidental también fueron enviados a los centros de exterminio en el Este.

5.1. LAS DEPORTACIONES

Las comunidades judías confinadas en los ghettos serán trasladadas entre 1942 y 1944 los campos concentración creados en el Este. El líder de la comunidad judía recibía una lista de la policía nazi, la Gestapo, conforme los judíos que serían trasladados a los campos de concentración al día siguiente, así como las instrucciones para su traslado y las pertenencias que podían llevar: mantas, 60 marcos, algo de comida y maletas de 50 kg como máximo.
Llegada la fecha, eran confinados en algún espacio vigilado por un fuerte despliegue de policías y miembros de las SS. Allí, tras registrarlos, se requisaba el dinero, joyas, medicinas, ropa “prohibida”... contempladas en las instrucciones.
Después de dormir algunas noches en el suelo -sin calefacción, pero ocasionalmente con serrín- llegados los trenes, entre gritos y golpes, todos (ancianos, enfermos, niños, mujeres...) eran hacinados en vagones de transportar ganado.
Las deportaciones eran públicas y todos veían desfilar por las calles a aquellos infelices aunque es dudoso si sabían que su destino eran los hornos crematorios.
5.2. LA VIDA EN LOS CAMPOS
Tras viajar amontonados en condiciones difícilmente imaginables, una vez llegados el campo, eran sometidos a nuevas humillaciones entre renovados golpes e insultos. De pie, a la intemperie, eran rapados al cero, vestidos con un uniforme a rayas azul y a partir de entonces “bautizados” con un número. Los hombres eran separados de las mujeres y de los niños. Luego la mayoría de ellos eran destinados a las cámaras de gas, y una minoría seleccionada para trabajos forzados.
Los trabajos eran diversos: picar piedra, hacer ladrillos, clasificar las ropas de los asesinados en las cámaras...
La comida era escasísima y mala: apenas un agua media caliente con trozos de patatas y de cabeza de vaca con pelos, dientes...
El intento de fuga e incluso las faltas más leves, como robar un pan, podían llevar a la muerte. En cualquier caso, los castigos eran constantes: encierros indefinidos en un búnker, golpes con látigos, presenciar ahorcamientos públicos, etc.
“Que nos internaban por nuestro bien. Que el campo no era un sanatorio. Que seriamos redimidos de nuestros ideales por el trabajo y la honradez, para convertirnos en hombres dignos inmunizados de los malignos gérmenes de la democracia y del comunismo bárbaro. Todas estas bondades deberíamos agradecérselas al Führer. (…) terminado el discurso nos llevaron rápidamente al barracón de desinfección con el fin de poner en práctica la primera fase de nuestra redención con la marca nazi. (…) En la primera sala del barracón nos hicieron desnudarnos y seguidamente pasamos a una segunda en la cual nos cortaron el pelo de la cabeza a cero, afeitados los sobacos y la parte del entorno del sexo (logo se les inyecta un líquido en el pene). La desinfección era de tal naturaleza que nos ocasionó en parte del sexo una llaga (…) La parte de las duchas las pasamos con normalidad, pasando seguidamente al almacén de ropa donde nos dieron un vestuario de presidiario que consistía en una camisa y unos calzones de tela rústica, unos calcetines y unos zapatos con suela de madera. El uniforme a rayas; un abrigo de la misma tela y mismas rayas azul oscuro y blanco y un gorro que complementaba la indumentaria” . Joan Mestres i Rebull, republicano español, miembro de la resistencia francesa y deportado al campo de Sauchsenhasen.

Los lugares de asesinato masivo fueron escogidos debido a su proximidad a las vías del tren y a su localización en zonas semi-rurales, destacan los campos de Belzec, Sobibor, Treblinka, Chelmno, Majdanek y Auschwitz−Birkenau, situados todos ellos en Polonia, y donde se dieron un mayor número de muertos pues eran campos destinados al exterminio desde su origen.

• Chelmno: fue el primer campo donde se llevaron a cabo ejecuciones masivas por medio del gas, traído por vehículos pipas: 150,000 personas fueron asesinadas ahí entre diciembre de 1941 y marzo de 1943, y de junio a julio de 1944.
• Belzec: centro de exterminación que utilizaba pipas de gas y cámaras de gas. Más de 600,000 personas fueron asesinadas entre mayo de 1942 y agosto de 1943.
• Sobibor: fue abierto en mayo de 1942 y fue cerrado un día después de la rebelión de los prisioneros en octubre de 1943; 200.000 personas fueron asesinadas en este lugar por medio del gas.
• Treblinka: abierto en julio de 1942 y cerrado en noviembre de 1943; una revuelta de prisioneros a principios de agosto de 1943 destruyó gran parte del campo de concentración. Por lo menos 750.000 personas fueron asesinadas en Treblinka, físicamente el centro de exterminio de mayores dimensiones.
• Majdanek: campo de concentración donde unas 275.000 personas fueron asesinadas en las cámaras de gas, o murieron de malnutrición, brutalidad o enfermedad.
• Auschwitz−Birkenau: sirvió como un campo de concentración y como un campo de trabajos forzados, se convirtió en el campo de exterminio donde los mayores números de judíos y gitanos Europeos fueron asesinados. Después de una gaseada experimental en septiembre de 1941 de 250 polacos enfermos y 600 rusos, el exterminio masivo se volvió en una rutina diaria; más de 1'25 millones fueron asesinados en Auschwitz−Birkenau. Entre el 14 de mayo y el 18 de julio de 1944, 437´402 judíos húngaros fueron deportados a Auschwitz en 48 trenes. Esta fue probablemente la deportación más grande llevada a cabo durante el Holocausto.

Hubo muy pocos sobrevivientes de estos cuatro centros de exterminio, debido a que la mayoría de las víctimas eran asesinadas inmediatamente después de su llegada a estos lugares.

► Procedimiento de exterminio masivo: los presos de los campos, muchos de ellos a su llegada, después de desnudarlos y raparlos, se los mandaban directamente a las “duchas”, otros irían pasados unos días, estableciendo turnos para su exterminio. Estas duchas, a pesar de su apariencia de unas duchas normales, lo que hacían era, una vez dentro, soltaban gas tóxico que los mataba. La muerte se daba después de 25 minutos, las víctimas morían por asfixia después de inhibir el gas y tras fuertes espasmos y convulsiones. Posteriormente los cadáveres acumulados en montones se llevaban a los hornos crematorios y los incineraban.

6. FINALIDADES DE LOS CAMPOS
◘ Purificar la raza humana de los elementos impuros, con “taras”, e inservibles.
◘ Experimentar con estos “despojos humanos”, toda una serie de investigaciones médicas para la mejora del ejército alemán y de la raza aria :
 Experimentos sobre elevadas altitudes: establecer el aguante del cuerpo humano en altitudes extremas. Las “víctimas” eran introducidas en cámaras de bajas presiones simulando las condiciones atmosféricas de 68.000 pies de altura. La mayoría murió o sufrió daños irreparables. No se permitía el uso de anestesia. Beneficiarios: la Fuerza Aérea alemana.
 Experimentos de resistencia al frío: iban dirigidos a reanimar a los aviadores alemanes que se veían forzados a tirarse en paracaídas en el Mar del Norte por bombardeos de sus aviones. Las “víctimas” permanecían desnudas al frío en el exterior a temperaturas extremadamente bajas durante 9- 14 horas, o eran introducidas en tanques de agua helada durante 3 horas. La reanimación se hacía con baños de agua caliente o al calor de dos mujeres desnudas. Resultados: muertes y daños irreparables.
 Experimentos sobre la malaria: las “víctimas” eran infectadas con malaria y luego se les injerían diversos fármacos para buscar su curación. Resultados: muertes y daños irreparables.
 Experimentos de coagulación de la sangre: a las “víctimas” se les amputaba alguna extremidad y luego se les aplicaba una sustancia llamada “polygal”, un supuesto coagulante, cuyos resultados fueron desastrosos: muertos e inválidos.
 Trasplantes de huesos, músculos y nervios: muertos y daños irreparables.
 Tratamientos para curar a los homosexuales, etc.: muertos y daños irreparables.
7. CONSECUENCIAS
El sufrimiento y la barbarie que sufrió el pueblo judío fueron brutales. Y esto se acentuó a medida que los nazis veían que se acercaba su final ante el avance de las tropas aliadas. De esta manera desde finales de 1944 se incrementó el traslado de presos. Himmler (comandante en jefe de las SS y jefe de la policía alemana) ordenará el traslado de los presos de los campos a los que los aliados se iban acercando a otros más alejados con el fin de destruir pruebas de las barbaridades llevadas a cabo.

Esto dio lugar a las llamadas “marchas de la muerte”, donde miles de prisioneros caminaban a pié por las carreteras heladas hacia los nuevos campos, dejando tras suya un rastro de cadáveres.

En el caso de que estas evacuaciones fueran imposibles ordenó matar a todos los presos y quemarlos cuanto antes. Esto dio lugar a que muchos campos de concentración que no habían sido diseñados para el exterminio, como el de Bergen- Belsen (Noroeste de Alemania), se volvieran en trampas mortales para miles de inocentes (Ana Frank murió de tifus en este campo en marzo de 1945).

Unos 6 millones de judíos fueron asesinados.

Vídeo: Juicios de Nuremberg (iniciados el 20 de noviembre de 1945 por la ONU, y se prolongaron hasta 1946): se juzgó a miembros capturados del gobierno nazi por las atrocidades cometidas contra los judíos.

3 comentarios:

  1. siendo honesta no tengo tiempo de leer lo que pusiste,,, ni muchas ganas en este momento, ya que voy a una escuela judía y estudie el holocausto durante 3 años. pero quería informarte que el termino "holocausto" no le gusta a mucha gente ya que su significado es algo así como "sacrificio" y esta muy mal aplicado, por eso en mi escuela se utiliza el termino Shoa que es en hebreo. Aunque también es verdad que es un termino menos conocido.
    No se si realmente te importa o aporta mi comentario, pero me imagine que si el tema te interesa, esto también.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu aportación en este tema y ayudarnos a comprender mejor esta realidad tan trágica dentro de las brutalidades que ha cometido el ser humano. Espero gustes del blog y gracias por seguirlo. Un saludo Andy.

    ResponderEliminar
  3. buenisima informacion acabo de leerla toda saludos con cosas como estas uno aprende de lo que aun desconoce cada dia gracias

    ResponderEliminar